Cuestión Política

Avelino Zurro: "La confianza en la gente se recupera trabajando y militando" (Parte II)


02 de diciembre de 2015

Cuestión Política

"Mi trabajo como legislador va a tener dos aristas: una legislativa y otra territorial", asegura Zurro. Segunda y última parte de la entrevista: su futuro en la Cámara bonaerense, los proyectos puntuales a encarar y la forma en que su espacio debe recuperar el terreno perdido en el distrito. "La política es un ciclo que tiene principio y fin. Cuando partís de esa premisa, cada una de esas decisiones que tomas, las tomas a fondo y disparas un montón de cosas que le mejoran la calidad de vida a los ciudadanos".

Click en la foto para ampliar
¿Qué errores internos crees que fueron trascendentales para haber perdido esta elección?

En primer lugar, la madre de la derrota tiene que ver con lo sucedido en la provincia de Buenos Aires. Si hubiéramos tenido un candidato único hubiera sido otra la historia. En segundo lugar la interna entre Anibal y Julían no nos hizo nada bien. Después, haber perdido la provincia de Buenos Aires fue un factor fundamental para perder la presidencia de la Nación. Pensemos que Scioli ganó la provincia de Buenos Aires el 22 de noviembre y sin embargo nosotros perdimos la gobernación de la provincia el 25 de octubre. Me parece que esto no le hizo nada bien a la elección general.

¿Te gustaron las fórmulas?

Estoy de acuerdo con que la fórmula Scioli-Zannini fue la que mejor representó los intereses que teníamos que defender. Scioli se había preparado para todo esto y Zannini era la síntesis de Néstor y Cristina. Aníbal fue un gran candidato. Yo no responsabilizo en Aníbal Fernández en absoluto la derrota como algunos compañeros lo hicieron en su momento. Para mí, Aníbal conoce como nadie la administración del país. Hubiese sido un excelente gobernador pero la gente eligió otra cosa y yo soy respetuoso de la voluntad popular

¿Hay tres actores claves que emergen en el PJ: CFK, Scioli y después un actor que empieza a asomarse: Urtubey. ¿Cómo ves ese escenario?

Yo veo en Cristina la referente indiscutida por historia, por presente y por futuro. Es quien lideró junto a Néstor el mayor proceso de consagración de derechos de Argentina. Veo en ella el rol del articulador de lo que viene. Habrá que ver si ella lo quiere. A mí me llena de orgullo que esté más vigente que nunca. Scioli fue el candidato a presidente que obtuvo doce millones de votos entonces veo en él alguien que puede acompañar este proceso de reorganización que necesita el Frente para la Victoria/PJ. Urtubey es un gobernador que fue electo por la mayoría popular de una provincia y eso siempre es bienvenido. Me parece que ahora nos tenemos que sentar todos y dar la discusión que haya que dar. El tiempo mostrará quienes son los que mejor representen los intereses de los que creemos en el Frente Para la Victoria

En la 4º no han podido retener sus distritos ni Julián Domínguez en Chacabuco ni Florencio Randazzo en Chivilcoy y eran dos bastiones del FPV ¿Cómo se recupera la confianza en la gente?

Militando y trabajando. Yo el lunes a las seis y cuarto de la mañana estaba levantado y viniendo a mi oficina a trabajar. Me parece que los dirigentes tenemos una enorme responsabilidad para adelante. En primer lugar de cuidar todo lo logrado en estos ocho años y en estos cuatro años que quedan trabajar para que cada uno de los vecinos vivan mejor. Tenemos una enorme tarea para adelante que hay que hacerla desde ahora.

¿Cómo pensas encarar tu labor legislativa?

Mi trabajo como legislador va a tener dos aristas: una legislativa y otra territorial. La legislativa supone el armado de una gran equipo de trabajo para llevar adelante los proyectos que mejoren la calidad de vida de los bonaerenses. La territorial supone la instalación de una oficina legislativa en la ciudad de Pehuajó con fuerte presencia mía y de mi equipo de trabajo. El desafío es estar todo el tiempo en todos los distritos de la Cuarta Sección Electoral sean del color político que sean.

¿Sobre qué proyectos puntuales te gustaría trabajar?

El primer desafío es ver que propone la gobernadora electa en tanto materia presupuestaria porque el presupuesto muestra muchas veces las luces que hay que prender o apagar respecto a la ejecución de políticas públicas. Hay que ver qué es lo que pasa respecto a lo tributario en la provincia de Buenos Aires porque de algún lado hay que financiar los gastos y hay que ver quién paga ese financiamiento. En mi orden, la política me indica que la decisión tributaria de la provincia de Buenos Aires tiene que ser en beneficio de las mayorías con impuestos progresivos.
También hay que trabajar en lo que tiene que ver con tierras. Llevarle soluciones a los intendentes en la ejecución de políticas públicas de vivienda. Hay mucho trabajo por hacer. Nosotros en Pehuajó hemos hecho un trabajo muy importante de apropiación de plusvalía. Tenemos el ejemplo de un campo de 94 hectáreas que se transformó en un loteo de 1.500 lotes del cual la municipalidad obtuvo 650 lotes para sí y hoy estamos ejecutando 250 viviendas del Plan Federal y si se continúa con la política del Pro.Cre.Ar se van a ejecutar más viviendas.
Otra discusión que hay que dar es sobre la Ley Orgánica de las Municipalidades. Me parece que hay que hablar sobre la seguridad porque municipios como Pehuajó hoy están con una policía comunal que depende de la policía de Buenos Aires subsidiándola en materia de seguridad. Decenas de millones de pesos son destinados del presupuesto de la municipalidad al presupuesto de la provincia de Buenos Aires. La gobernadora ya anunció que quiere hacer una reforma y nosotros queremos defender los intereses para que tengamos un pueblo más seguro y que la policía la pague quien la tiene que pagar.
Después hay que dar una discusión de acceso a la justicia. No puede ser que para un trabajador que reclama su derecho indemnizatorio, las audiencias se estén dando de acá a ocho meses por la cantidad de causas que pasan a tribunal. Eso significa que hay que pensar en los tribunales de Trabajo en la Provincia y de cómo estructurarlo. 

¿Qué fue lo primero que te enseñó la política?

El trabajar por lo que menos posibilidades tienen. Este orden de tomar las decisiones a favor de las mayorías es algo que tengo marcado a fuego. Lo segundo es que quienes creemos en la política como herramienta de transformación, nunca jamás debemos perder contacto con la gente.

¿Qué cosas te quitan el sueño?

No llegar a solucionar cada uno de los problemas que te propone un vecino. Hay millones de argentinos que viven mejor que hace doce años pero también hay muchos argentinos que merecen vivir aun mejor. El primer nudo de la cuestión es que tenemos que seguir trabajando por estos millones de argentinos y ese es el máximo desafío para lo que viene.

¿Qué cosas no perdonas en política?

Cuando uno utiliza un espacio de poder para beneficio personal. Cuando uno se ocupa más de uno que de lo que se tiene que ocupar me parece que comete un error gravísimo. Lo segundo es cuando una aspiración política personal se pone por encima del grupo al que se pertenece. Jamás podría hacerlo. 

¿Imaginas tu vida fuera de la política?

Creo que la política es un ciclo que tiene principio y fin pero lo que nunca puedo decir es cuánto tiempo dura. Todos los días desde que me levanto hasta que me acuesto voy a fondo con cada uno de los temas y me tomo cada uno de los problemas como si fuera el mayor de los problemas. Si yo pensará que un puesto o un cargo va para largo y fuera planeando ocupar lugares y espacios, cuando fuera a tomar una decisión, siempre especularía con eso. Pero cuando sabes que esto es un ciclo con principio y final, cada una de esas decisiones que tomas, las tomas a fondo y con esa decisión disparas un montón de cosas que le mejoran la calidad de vida a los ciudadanos.

Cuando termine tu primer ciclo como diputado provincial ¿Qué te gustaría que se diga de vos?

Lo mismo que ahora. En primer lugar caminar por mi ciudad tranquilo. Pehuajó es mi lugar en el mundo y siempre va a ser mi referencia pase lo que pase. Después que me recuerden como alguien que escuchó y que cuando tuvo la posibilidad de resolver lo que se le planteó, lo hizo. Como alguien que amaba lo que hacía y que cuando tuvo que decir que no dijo que no y cuando tuvo que defender los intereses de la mayoría, lo hizo.

Compartir esta nota en